Tag Archive | Cururo Studios

EL HORROR DE BERKOFF. CAPITULO 4 (EXTRACTO)


El teaser de la portada es de Cururo

LA MAÑANA DEL tercer aniversario de la pérdida de su hijo, el papá de Pablito Clausen se levantó temprano. Alimentó con papilla y fruta picada a su esposa enferma, le pidió a los niños que cuidaran de ella y cubriendose con el abrigo más grueso que encontró en el ropero salió a la calle. En la esquina, el dueño de la panadería Ebenezer le ofreció un sentido pésame, sabiendo muy bien la tragedia que se recordaba ese día. Aunque por supuesto tanto él, como el resto del pueblo, exceptuando a los tres mejores amigos de Emilia Geeregat, creían que el menor de los Clausen había muerto víctima de un mal cardiaco. Pero el padre no sólo tenía claridad de la verdadera historia, tambien había visto eso que alguna vez fue su hijo venir por las noches a dejarse amamantar por la locura materna. Caminó a tranco largo, cabizbajo, sin mirar al frente ni darle importancia a la lluvia que empezaba a caer. Avanzó a lo largo de avenida Chorrillos hasta la plaza Aníbal Pinto, frente al garage de los Cavalieri, unos italianos que además tenían una línea de taxis y moteles de mala muerte hacia la cordillera. Y allí se detuvo, frente a la punta de diamante más famosa del lugar, la esquina de la cual se murmuraba en cada casa del pueblo, ese sitio que aterraba de sólo pensar en él. Y miró a la mansión de madera y piedra que se ocultaba tras las rejas oxidadas, junto a tres cipreses tan negros como la maldad que allí respiraba. La casa de Ezequiel Berkoff, o la esquina Berkoff como la llamaban los lugareños, una fortaleza de formas imposibles, jorobada y parcialmente quemada. Y aunque el señor Clausen tenía claro que hacía más de treinta años no había nadie en esa casa, gritó hacia su interior. Gritó que sabía muy bien que era él quien había ido por su hijo.
–Algún día me lo vas a devolver –sollozó exigiendo una respuesta.
Pero dentro ya no había nadie que pudiera dársela. Lo único que seguía latiendo en la casa Berkoff, era la casa misma.

TEASER DE “SANTA GRACIELA”, THE MOTION COMIC

Tremenda laburo de los monstruos de CURURO Studios. Para situarlos, “Santa Graciela” es un relato ambientado en 1975 que cuenta el descubrimientode una colonia de vampiros salvajes en un campo de concentración para prisioneros políticos ubicado en una isla cerca de Concepción. Un grupo de soldados y uniformados son eviados por el jefe de zona a ver que ocurre en el penal, cuyas comunicaciones han sido cortadas. Los milicos llegan y no encuentran nada, “ni soldados ni upelientos”, hasta que uno de ellos descubre a una joven prisionera, supuesta universitaria con vinculaciones en el MIR. Se ordena interrogarla y torturarla, pero la chica no dice nada hasta que… El relato basicamente es un what if. ¿Que hubiese pasado si en medio de la represión política de 1973-81, militares y ex simpatizantes de la UP hubiesen tenido que enfrentar un enemigo común. O si lo prefieren, imaginen “La Cosa” en “Isla Dawson”?

PD: El cuento completo, su primera versión, en el libro Alucinaciones.TXT. O si lo quieren gratis hagan clic en el tag Santa Graciela abajo del post.

¡TERREMOTO EN SANTIAGO!

Dos ilustraciones/fotorrealistas del libro GRANDES TERREMOTOS Y DESASTRES CHILENOS de Sara Bertrand. Lo publicaremos durante el 2010. Desde maremotos en Arica a la hipótesis Chilenia, cuando Chile era una isla. En estas imágenes los muchachos de Cururo Studios se imaginan Santiago de Chile visto desde el Cerro Santa Lucía, dos días después de un terremoto grado 9, similar al de Valdivia en 1960. Y el oriente de la Capital bajo la erupción de la Caldera del Diamante del volcan Maipo (ya vista por el gran Marcelo Perez Delannays para MUY INTERESANTE hace un par de años)

SANTA GRACIELA: THE MOTION COMIC

En 1975, la de Isla Santa Graciela, frente a Concepción, una ex ballenera transformada luego en centro de entrenamiento de buceo táctico de la Armada, fue convertida, por orden de la Junta de Gobierno en un penal para la detención de prisioneros políticos de la zona del Bio Bío, fundamentalmente jovenes universitarios vinculados a partidos de izquierda, dirigentes de la UP y miembros del MIR.
En mayo de 1976, se cortaron las comunicaciones entre la isla y el continente. La Armada, con apoyo del Ejercito, decidió enviar un grupo especial para averiguar que había pasado en la isla. Se sospechaba de un motín o levantamiento político, lo que era bastante obvio…
Pero…
Los militares que arribaron a Santa Graciela encontraron algo muy distinto… Algo aterrador. La isla había sido usada para enterrar una criatura intrinsecamente maligna, un ser ancestral capaz de propagarse como una peste, que busca desesperado una forma de cruzar agua en movimiento y llegar al continente. Una isla, soldados cobardes y pocos presos supervivientes, las diferencias políticas a veces deben ser dejadas de lado contra un enemigo común.
El cuento se llama Santa Graciela, una primera version, que pueden leer aquí, fue incluida en la antologñia Alucinaciones.TXT, publicada el 2007, antes de la moda vampírica. Una segunda, corregida y con nuevo final fue entregada al proyecto inédito Hijos de la Noche que comanda Alberto Rojas, la misma me fue pedida por los talentosos cabros de Cururo Studio, para convertirlo en un proyecto de motioncomic. Este es un adelanto de como va la cosa.